Cómo sacar el máximo provecho del aceite de neem para el control de plagas en la producción agrícola

Advertisement

El aceite de neem es un producto natural 100% biodegradable obtenido a través de la prensa de las semillas del árbol de neem, conocido científicamente como Azadirachta Indica. Originario de la India, este árbol de gran tamaño ofrece numerosos beneficios y funcionalidades.

Los beneficios del aceite de neem como insecticida natural

El uso de un insecticida natural como el aceite de neem resulta muy ventajoso para los agricultores, ya que permite el desarrollo de los cultivos sin compartir nutrientes con las plagas y sin causar daños al productor ni al consumidor final.

Cuando se aplica correctamente, el aceite de neem ofrece cuatro acciones sobre los insectos: efecto antialimentario para evitar que las plagas se alimenten de las plantas, efecto antidesarrollo que altera el crecimiento de los animales, efecto inhibidor de la reproducción para evitar que los insectos se reproduzcan al entrar en contacto con el aceite, y efecto repelente para mantener alejadas a las plagas no deseadas.

El manejo de las plantas con el uso de este insecticida natural es ideal para el control de las poblaciones de insectos no deseados tanto en la agricultura como en la ganadería y en los hogares.

Cómo aplicar correctamente el aceite de neem

La alta productividad de los cultivos depende de diversos factores, y uno de los métodos más eficientes para fomentar el desarrollo de las plantas es la aplicación de insecticidas naturales.

Further reading:  Una Planta de Reciclaje de Plástico: Transformando el Futuro del Planeta

Con un uso adecuado del aceite de neem, los agricultores pueden garantizar la prevención y el control de insectos, hongos y bacterias. Para la aplicación del insecticida, se recomienda seguir las instrucciones del fabricante y obtener los resultados deseados. En su forma concentrada, por ejemplo, este insecticida natural debe diluirse en agua limpia con pH neutro antes de su aplicación en los cultivos.

Si el agricultor considera que es necesario controlar la proliferación de los insectos, se debe aplicar el aceite una vez a la semana. Para una acción preventiva, la aplicación del insecticida debe realizarse cada 15 días o una vez al mes, según el análisis del entorno.

Advertisement

Cómo utilizar el aceite de neem

En el proceso de control de las plagas, el producto deberá ser aplicado directamente en el área afectada por el insecto, tanto en la parte superior como en la inferior de la planta. Usando un rociador, añade el aceite sin esparcir demasiado producto por la planta. Aplica el insecticida a una distancia de al menos 30 cm para evitar altas concentraciones de aceite de neem en el follaje.

Es importante aplicar el producto al final de la tarde, cuando no hay más rayos solares, para evitar quemaduras en las plantas o la aparición de manchas debido al contacto con el sol.

Una Planta

¡Descubre más sobre el aceite de neem!

No te pierdas esta reportaje sobre el increíble aceite de neem. Descubre todos los beneficios que ofrece y cómo puedes aprovecharlo al máximo en tus cultivos.

Further reading:  El fascinante mundo de las plantas del género Aloe

Conoce el aceite de neem Flex Neem y mejora la productividad de tus cultivos

El insecticida 100% natural de Flex Neem ofrece numerosos beneficios a los agricultores.

Accede al sitio web y descubre el aceite de neem de Flex Neem, ideal para controlar y prevenir las plagas, garantizando una alta productividad en plantas ornamentales, huertos y jardines caseros.

Advertisement