Planta coral: la joya tropical para tu jardín

Planta coral: la joya tropical para tu jardín
Advertisement

Cada vez que escucho hablar de la planta coral o lluvia de Coral (Russelia equisetiformis), me viene a la mente una frase que dice: «Un lugar para cada cosa y cada cosa en su lugar». Y es que, aunque es un arbusto hermoso, debemos saber dónde cultivarlo para que luzca en todo su esplendor. También se le conoce como lágrima de amor y russelia. Esta planta de rápido crecimiento florece durante todo el año y alcanza una altura de 3 a 4 pies (1.3m). Podemos encontrarla en diversos colores como el amarillo, anaranjado, crema y rojo, siendo este último el más común y llamativo.

Planta coral: embellecimiento y versatilidad en tu jardín

La planta coral es perfecta para añadir contraste y se puede utilizar como planta rastrera o cobertora en espacios amplios. Sin embargo, donde realmente destaca es cuando se cuelga en cualquier sitio. Por ejemplo:

  • Jardineras: Es ideal para colgar en jardineras.
  • Canastas: Si la cultivas en canastas, deberás regarla con mayor frecuencia.
  • Macetas en el techo: Puedes colocar una o dos macetas de manera que la planta cuelgue desde el techo de tu hogar.
  • Macetas: Si la cultivas en macetas, asegúrate de que tengan una base para que la planta esté a una altura de al menos 4 pies (1.3m), permitiendo que cuelgue elegantemente.
  • Muros verdes: La lluvia de coral se ve espectacular en muros verdes.
  • Jardines de piedra: La planta coral es perfecta para jardines de piedra y xerojardines.
  • Taludes: Si planeas plantar la planta coral en un talud, deberás regarla constantemente hasta que se establezca. Una vez establecida, requerirá poca atención y podrá soportar periodos de sequía.
  • Debajo de árboles y palmas: Si la usas debajo de árboles, asegúrate de plantarlas solas, ya que tienden a ocupar mucho espacio. La planta coral se ve especialmente bien en jardines tropicales, mediterráneos y de estilo cottage. Combínala con arbustos de hojas grandes que sean más altos que la propia planta coral. También puedes combinarla con Agaves gigantes, como el americano. Recuerda el refrán «menos es más» a la hora de combinarla.
Further reading:  Un blindaje para tu jardín: descubre el poder del sulfato de cobre para plantas

Planta coral: cuidados sencillos

La planta coral es muy fácil de cuidar, solo necesita un poco de cariño.

Iluminación

Aunque la planta coral tolera cierta sombra, florece mejor a pleno sol.

Suelo

Es recomendable plantar la planta coral en suelos fértiles que contengan mucha materia orgánica y tengan un buen drenaje.

Planta Coral (Russelia equisetiformis)

Riego

Una vez que la planta coral esté bien establecida, podrá soportar periodos de sequía. Sin embargo, para que luzca en todo su esplendor, deberemos regarla al menos una vez a la semana. Para determinar cuándo regarla, simplemente debemos comprobar si la tierra está seca. Es importante recordar regar el suelo y no las hojas ni las flores. Además, es conveniente regarla con abundante agua.

Advertisement

Poda de la planta coral

Es importante tener en cuenta que estas plantas son informales y no crecen de manera uniforme. Si buscas un jardín formal y bien podado, la planta coral no es para ti. Sin embargo, puedes eliminar los tallos secos para darles espacio a los nuevos brotes. Poda unos 2 o 3 pulgadas (6cm) después de cada floración. Evita realizar una poda intensa, ya que a pesar de su rápido crecimiento, no les suele gustar.

Cómo fertilizar la planta coral

Puedes mejorar el suelo añadiendo composta una vez al año. También es recomendable utilizar abono de floración. Si optas por un fertilizante líquido, asegúrate de humedecer el suelo antes de aplicarlo.

Me encanta la planta coral por su forma colgante y sus flores llamativas. Además, atrae a una gran variedad de vida silvestre, como mariposas, colibríes y abejas.

Further reading:  Cortar la patata de siembra: ¿Vale la pena?

Cómo propagar la planta coral

Si deseas propagar la planta coral, sigue estos pasos:

  1. Corta una rama sana de aproximadamente 6 pulgadas y retira las hojas, dejando solo las hojas cerca de la punta.
  2. Moja la base del esqueje y sumérgelo en hormona enraizante.
  3. Siembra el esqueje en un sustrato con buen drenaje, humedeciéndolo previamente. Deja expuestas las 3 pulgadas superiores del esqueje.
  4. Coloca los esquejes en un lugar iluminado pero protegido del sol.
  5. Riega el sustrato con la frecuencia suficiente para mantenerlo húmedo, sin saturarlo. Puedes utilizar una botella con spray para controlar el riego.
  6. Cubre el esqueje con una bolsa de plástico para evitar la pérdida de agua.

¿Cultivas la planta coral? Déjame saber en los comentarios.

¡Descubre más sobre el mundo de la jardinería en Una Planta!

Otros artículos que te pueden interesar:

  • Azaleas – Usos y Cuidados
  • Cómo cuidar el aloe vera
  • Palma bismarckia – Cuidados y usos en el paisajismo
  • Heliconias – Usos y cuidados
  • Cómo revivir las flores marchitas (solo con agua)

Recursos:

  • @viverogrowers
  • hort.ufl.edu
  • Foto casa K M, Lic.
Advertisement