Las casas tradicionales de Madeira: un viaje a la autenticidad

Las casas tradicionales de Madeira: un viaje a la autenticidad
Advertisement

Las casas tradicionales de Madeira en el encantador pueblo de Santana son un verdadero regalo para los sentidos. Estas emblemáticas construcciones no solo representan el legado cultural de la isla, sino que también se han convertido en uno de los principales atractivos turísticos. Si bien muchos optan por visitarlas como parte de un tour organizado, nosotros decidimos explorarlas por nuestra cuenta, disfrutando del viaje sin prisas y descubriendo un sinfín de maravillas en el camino.

Un viaje en coche hasta Santana

Nuestro recorrido comenzó en Funchal, la capital de Madeira. Con la intención de visitar Machico, los acantilados de São Lourenço y el encantador pueblo de Santana en un solo día, trazamos nuestro plan de aventuras. Sin embargo, las mejores historias a menudo se desvían de su curso original. Un pequeño error en la carretera nos llevó a invertir el orden de nuestras paradas.

Así fue como llegamos primero a Santana, el hogar de las típicas casas tradicionales de Madeira. El camino hacia el pueblo nos llevó a través del mirador de Portela, desde donde disfrutamos de unas vistas panorámicas de la costa norte de la isla y el encantador pueblo de Porto da Cruz.

Descubriendo la autenticidad de las casas de Santana

Una vez en Santana, nos dirigimos hacia el parque temático donde se encuentran estas icónicas casas triangulares con techos de paja. Estacionamos el coche y exploramos la zona a pie. A pesar de la presencia de varios cruceros atracados en Funchal, no encontramos demasiados turistas, lo que nos permitió capturar con tranquilidad la esencia de estas auténticas construcciones.

Further reading:  Ora pronobis (Pereskia aculeata): descubre sus beneficios y recetas deliciosas

Las casas de Santana son un vivo testimonio del legado dejado por los primeros inmigrantes portugueses en el siglo XVI. Constan de dos niveles, con la planta superior reservada para el almacenamiento de grano y otros alimentos, mientras que en la planta baja se encontraba el espacio habitable. El techo de paja, una característica distintiva, debe renovarse cada 5 años. En la actualidad, cada una de estas casas se ha especializado en diferentes áreas, como la venta de manteles, plantas, licores, entre otros, y están orientadas al turismo.

Los impresionantes acantilados de São Lourenço

Después de nuestra inmersión en la autenticidad de Santana, retomamos nuestro camino hacia los impresionantes acantilados de São Lourenço. Estos pintorescos acantilados se encuentran en la parte este de Madeira y son constantemente azotados por los vientos del norte. Allí se puede apreciar parte del pasado geológico de esta isla volcánica, con pitones volcánicos claramente marcados en las paredes verticales.

Advertisement

Decidimos acercarnos al mirador Ponta do Rosto, desde donde se puede obtener la típica imagen de esta zona única de la isla. Aunque existe un sendero de aproximadamente 4 kilómetros que nos hubiera llevado aún más lejos, decidimos no emprenderlo en esta ocasión debido a nuestro calzado inadecuado. Sin embargo, si estás preparado para la aventura, esta caminata de 2 horas te llevará a Ponta de São Lourenço, donde podrás disfrutar de una vista panorámica de la isla de Porto Santo al norte y, si te apetece, darte un refrescante baño en el pequeño puerto de Sardinha.

Further reading:  Moringa: El Milagroso Árbol de la Vida

Recomendaciones para aprovechar al máximo tu viaje en Madeira

Durante nuestra estancia en Madeira, nos dimos cuenta de que alquilar un coche fue la clave para disfrutar plenamente de esta hermosa isla. Además, gestionamos el alquiler con antelación para evitar cualquier contratiempo en Funchal, donde el centro de la ciudad es una zona de estacionamiento limitado. Otro consejo útil para aquellos que visitan Madeira en un crucero de un día es reservar las excursiones con anticipación, ya que ofrecen recogida directamente desde el barco.

Si bien las casas tradicionales de Santana y los acantilados de São Lourenço son destinos imperdibles, Madeira tiene mucho más que ofrecer. No te pierdas la oportunidad de explorar las levadas y descubrir la exuberante laurisilva de la isla. Además, te recomendamos contratar un seguro de viaje que garantice cobertura médica, repatriación y protección para tu equipaje. ¡Haz clic aquí y aprovecha un 5% de descuento por ser lector nuestro!

¡Madeira te espera con sus maravillosas casas tradicionales y paisajes impresionantes!

Advertisement