Descubre el Fascinante Mundo de la Esparraguera

Advertisement

Esparraguera

¿Sabías que el espárrago es una verdura con una historia fascinante? Descubre todo sobre este delicioso vegetal y aprende cómo cultivar tu propia esparraguera en tu huerto urbano o en macetas.

Sus Orígenes Milenarios

La esparraguera, perteneciente a la familia de las liliáceas, tiene sus raíces en la cuenca del Mediterráneo. Ya en el 5.000 a.C., los antiguos egipcios y griegos cultivaban esta maravillosa verdura. Sin embargo, fue gracias a los romanos que el espárrago llegó a la Península Ibérica en el 200 a.C.

Con la llegada de las invasiones árabes en el siglo VIII, el espárrago pasó a considerarse un verdadero manjar, preparado de múltiples maneras. Fue en el siglo XVIII cuando se convirtió en la verdura preferida de la burguesía. A partir del siglo XIX, se comenzó a cultivar el espárrago bajo tierra, lo que dio origen al espárrago blanco, una delicia culinaria muy apreciada.

Video sobre el cultivo del espárrago

La Esparraguera: Una Planta Llena de Sorpresas

La esparraguera, científicamente conocida como Asparagus officinalis, es una planta perenne que puede producir frutos durante más de 10 años. Además de su valor culinario, también es utilizada como planta ornamental debido a sus ramas esbeltas y plumosas. Al crecer, alcanza más de un metro de altura y sus brotes jóvenes, llamados «turiones», son la parte comestible de la planta.

Existen dos tipos de espárragos: el blanco y el verde, ambos provienen de la misma planta, pero difieren en la exposición a la luz solar. Los espárragos blancos crecen bajo tierra, mientras que los verdes crecen sobre la superficie y reciben la luz solar directa. Si deseas cultivar espárragos blancos, un truco interesante es cubrir los brotes con trozos de caña hueca para protegerlos de la luz.

Further reading:  La celosía cerámica: Un elemento arquitectónico versátil

Espárragos verdes y blancos

Consejos para Cultivar tu Propia Esparraguera

La esparraguera es ideal para huertos urbanos en macetas, jardineras o mesas de cultivo debido a sus bajos requerimientos de cuidado. Para trasplantar las esparragueras, es recomendable dejar un espacio de 25-30 cm entre plantas y aproximadamente 1 metro entre filas. Para el cultivo en balcones y terrazas, recipientes de unos 15 litros de capacidad serán suficientes.

La esparraguera prefiere suelos sueltos y bien drenados con un buen aporte de materia orgánica. Antes de transplantar, es importante trabajar el suelo en profundidad mezclándolo con humus, compost o estiércol. La esparraguera necesita muchos nutrientes, por lo que es necesario abonar regularmente después de cada cosecha.

La temperatura óptima para el desarrollo del espárrago está entre los 5°C y los 35°C, pero los brotes no comenzarán a emerger hasta que la tierra alcance los 10°C o más. Riega las esparragueras generosamente al principio y luego ve espaciando los riegos según el clima.

Advertisement

Es importante ubicar las esparragueras en un lugar con luz directa pero también con algo de sombra para evitar que las plantas se amarilleen debido al sol excesivo. Recuerda que la luz solar determinará si los espárragos serán verdes o blancos. Para obtener espárragos blancos, cubre los brotes con tierra, y si deseas espárragos verdes, déjalos crecer sobre la superficie.

Manos recolectando espárragos

Los Beneficios para la Salud

Los espárragos son una verdura baja en calorías y rica en fibra, por lo que son ideales para dietas de adelgazamiento. Además, contienen una amplia variedad de vitaminas y minerales, como las vitaminas B1, B2, B6, A, C y E, potasio, calcio y magnesio. También tienen propiedades depurativas, diuréticas y antioxidantes, lo que ayuda a eliminar radicales libres y retrasar el envejecimiento.

Further reading:  Begônia-asa-de-anjo: La Planta Ornamental Perfecta para tu Jardín

Debido a su bajo contenido de sodio, los espárragos son beneficiosos para personas con hipertensión y retención de líquidos. También se recomiendan para personas con artritis y diabetes. Además, cuidan del hígado, del corazón y del sistema circulatorio en general. Durante el embarazo, el ácido fólico presente en los espárragos ayuda a prevenir malformaciones en el feto.

¡A Disfrutar de los Espárragos en la Cocina!

Los espárragos son versátiles y se pueden disfrutar de muchas formas diferentes. Puedes saltearlos, hervirlos, hacerlos a la plancha, agregarlos a sándwiches, sopas, tortillas, ensaladas, platos de pasta y risottos.

El salteado de espárragos verdes con ajo y taquitos de jamón es una forma clásica y deliciosa de disfrutarlos. Para hacerlos más tiernos, puedes hervirlos antes de saltearlos. Otro método popular es cocinarlos al vapor, manteniendo la parte inferior sumergida en agua caliente mientras que las yemas se cocinan al vapor.

En cuanto a los espárragos blancos, son deliciosos simplemente acompañados de mayonesa o salsa holandesa y sirven como guarnición tanto para platos de carne como de pescado.

¡No esperes más para disfrutar de esta exquisita verdura en tu mesa!

¿Te gustaría cultivar tu propia esparraguera? ¡Visita Una Planta para adquirir plantones de espárrago de alta calidad!

Venta de plantones de espárrago

Advertisement