Knorr revoluciona la producción de vegetales en su planta de Mendoza

Advertisement

¡Descubre el fascinante mundo detrás de los productos Knorr! Esta reconocida marca, líder en alimentos y experta en sabor de Unilever, ha abierto las puertas de su planta en Mendoza para revelar todos los secretos sobre el origen de sus vegetales. En esta provincia argentina se cultivan, cosechan y deshidratan con esmero, garantizando su frescura y calidad.

Una planta única en el mundo

La planta de Knorr en Mendoza es la joya de la corona, ya que es la única deshidratadora de Unilever en el mundo y la más grande de Argentina. Aquí se lleva a cabo un proceso minucioso para asegurar que los vegetales conserven su sabor y nutrientes hasta llegar a las mesas de los argentinos.

Un trabajo en equipo

La planta de deshidratación está conectada con 10 fincas ubicadas en Mendoza, San Juan y Córdoba. En colaboración con los agricultores locales, se cultivan y cosechan una amplia variedad de vegetales de manera sustentable. Zanahorias, zapallos, espinacas, albahacas, repollos, puerros, tomates, ajos, papas, pimientos rojos, cebollas y batatas son algunos de los vegetales que se deshidratan en esta planta para la elaboración de los productos de la marca.

Una apuesta por la agricultura regenerativa

Knorr tiene un compromiso firme con el cuidado del medio ambiente y la comunidad. Por esta razón, trabaja conjuntamente con el INTA (Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria) para desarrollar tecnologías agrícolas que respeten la naturaleza. Los vegetales utilizados en sus productos provienen de fincas que siguen principios de agricultura regenerativa, lo que significa que se cultivan respetando los ciclos naturales de la tierra y se promueve la biodiversidad.

Further reading:  Descubre los secretos detrás del cuidado de la zamioculca

Ana Hernández Hermida, Brand Manager de Knorr Argentina, destaca: «Nuestra marca tiene el privilegio de estar presente en el 80% de los hogares argentinos, lo que también implica una gran responsabilidad. Queremos inspirar a más personas a comer mejor, a incorporar más variedad y cantidad de vegetales, promoviendo una alimentación consciente y saludable. Los vegetales están en el centro de todo lo que hacemos».

Unilever y el INTA unidos por un objetivo común

Unilever ha establecido una sólida alianza con el INTA para impulsar la agricultura regenerativa. Claudio Galmarini, especialista en mejoramiento genético de hortalizas del INTA, señala con orgullo: «Hace más de 30 años que trabajamos en colaboración con Unilever. Las variedades de vegetales utilizadas en la planta de deshidratación son resultado de un arduo trabajo de desarrollo. Estamos colaborando en la transición hacia la agricultura regenerativa, respetando las condiciones ambientales y preservando la fertilidad del suelo».

Advertisement

Producción sustentable y compromiso con el bienestar

Los principios de Agricultura Regenerativa de Unilever buscan proteger y mejorar las comunidades locales, así como producir cultivos de calidad. Además, se promueve una política de residuos y uso de energía sustentable. Como resultado, gran parte de los productos de Knorr se despachan directamente sin pasar por el centro de distribución, lo que reduce las emisiones de CO2.

María Bulla, Gerente de Responsabilidad Corporativa e Impacto Social de Unilever Argentina, destaca: «Junto al INTA, capacitamos a los agricultores que cultivan nuestras hortalizas y son procesadas en la planta para producir nuestras sopas, caldos, deshidratados y condimentos. Implementamos diferentes prácticas desde el campo hasta la góndola, como el riego por goteo y la eficientización de rutas de distribución, que nos permiten ahorrar agua y reducir las emisiones de CO2».

Further reading:  El cobre en las plantas: su importancia y efectos

Un proceso que preserva el sabor y los nutrientes

El proceso de deshidratación utilizado por Knorr garantiza que todos sus productos conserven su calidad excepcional. Los vegetales se introducen en siete hornos de secado, donde reciben aire caliente para reducir su contenido de humedad hasta un 6 y 8%. Este método permite conservar los nutrientes y el sabor de los vegetales sin necesidad de aditivos o conservantes.

La planta de Mendoza, situada en la localidad de Guaymallén, tiene 50 años de trayectoria y se considera un referente en la industria. Es la única deshidratadora de Unilever en el mundo y la más grande de Argentina. Cuenta con tres líneas de producción y recibe anualmente 15.000 toneladas de vegetales crudos, que se transforman en 3.200 toneladas de vegetales deshidratados. Además, genera empleo durante todo el año para más de 400 familias, desde los agricultores locales hasta los trabajadores de la fábrica.

Si quieres descubrir más sobre el apasionante mundo de Knorr y su compromiso con la producción sustentable, ¡visita Una Planta y déjate sorprender por sus deliciosos productos!

¡Knorr y su planta en Mendoza revolucionan la manera de disfrutar de los vegetales, cuidando el paladar y el planeta!

Advertisement