¿Puedes cultivar marihuana en España sin correr peligro?

Advertisement

España destaca como el tercer país europeo con mayor consumo de cannabis, solo superado por Francia y Dinamarca, según el «Informe Europeo sobre Drogas 2022: Tendencias y novedades» elaborado por el Observatorio Europeo de las Drogas y las Toxicomanías (EMCDDA). Datos que no sorprenden considerando que el 37,5% de los españoles entre 15 y 64 años ha probado la marihuana al menos una vez en su vida. El consumo de esta planta se ha mantenido al alza en nuestro país en los últimos 30 años, pasando del 14,5% en 1995 al actual 37,5%. Sin embargo, a pesar del creciente interés por la marihuana, sigue habiendo mucha confusión en relación a la legislación sobre su cultivo en España.

Cultivar marihuana en España es ilegal

La primera y más importante aclaración es que cultivar marihuana en España es ilegal. No importa si es en exterior o interior, el cultivo en general está completamente prohibido en nuestro país. La ley penal española castiga como delitos el cultivo, la elaboración, el tráfico ilícito y la posesión ilegal de esta sustancia, así como cualquier actividad que promueva, favorezca o facilite su consumo ilícito. Sin embargo, la ley no considera delito el cultivo de marihuana siempre y cuando sea para consumo propio, es decir, hasta tres plantas, y no esté destinado al tráfico de drogas, que se considera como un delito grave. Esto se debe a que el artículo 368 del Código Penal sitúa esta sustancia dentro del grupo de drogas que no causan un grave daño a la salud.

Further reading:  Brinco de Índio: Un árbol majestuoso que te dará sombra

Entorno privado y consumo no lucrativo

Si bien el cultivo de marihuana para consumo personal y privado no está tipificado como delito en el Código Penal español, conlleva una sanción administrativa, que va desde los 601 hasta los 30.000 euros, y la retirada del material. Así lo establece la Ley Orgánica 4/2015, de 30 de marzo, de protección de la seguridad ciudadana, en su artículo 36.18: “La ejecución de actos de plantación y cultivo ilícitos de drogas tóxicas, estupefacientes o sustancias psicotrópicas en lugares visibles al público, cuando no sean constitutivos de infracción penal”.

Advertisement

Por lo tanto, es importante cultivar marihuana para consumo no lucrativo en entornos privados, sin que sea visible públicamente. La venta de semillas, ya sean autoflorecientes o fotodependientes, para cultivar marihuana es completamente legal en España.

Cultivo de plantas de cáñamo

El caso de las plantas de cáñamo es diferente. Estas plantas contienen un porcentaje muy bajo de tetrahidrocannabinol (THC), inferior al 0,2%, que es la principal sustancia psicoactiva de la marihuana. En España, el cultivo de esta variedad de la especie Cannabis sativa es completamente legal y, además, no existe un número máximo definido de plantas.

A pesar de esto, los cultivadores de CBD están desprotegidos ante la ley. Esto se debe a que cuando las autoridades detectan un cultivo de CBD, tienen la capacidad de retirarlo y aplicar la sanción administrativa correspondiente al responsable. Es responsabilidad del cultivador recurrir la sanción y demostrar la naturaleza química de las plantas incautadas en un juicio para que la sanción sea retirada y el cultivador pueda librarse de los cargos.

Further reading:  Casas Hermosas de una Planta: Diseños Encantadores y Fotografías Inspiradoras

Para más información sobre la legislación relacionada con el cultivo de marihuana en España, puedes visitar el sitio web de Una Planta, donde encontrarás recursos y detalles actualizados sobre este tema.

Recuerda que este artículo tiene finalidad informativa y no pretende alentar ni promover el consumo o cultivo ilegal de marihuana. Siempre es importante respetar y cumplir con las leyes y regulaciones vigentes en cada país.

Advertisement