Cómo combatir el oídio en tus plantas de forma efectiva

Cómo combatir el oídio en tus plantas de forma efectiva
Advertisement

¡El otoño llegó, y con él, la humedad y los hongos invadirán nuestro huerto o jardín! Algunos hongos pueden ser beneficiosos, pero otros, como el oídio, pueden causar estragos en nuestras plantas. Por eso, en este artículo te explicaremos cómo eliminar el oídio de una manera eficaz.

¿Qué es el oídio y cómo afecta a las plantas?

El oídio, también conocido como mildiu polvoriento, ceniza o blanqueta, es una enfermedad causada por hongos ascomicetos del orden Erysiphales. Este hongo se encuentra en todo el mundo y puede afectar a diferentes cultivos, como cucurbitáceas, solanáceas, frutales, rosales, vid y fresas. Cada especie de planta tiene su propio tipo de oídio, por lo que es importante elegir el tratamiento adecuado.

El oídio es un parásito obligado, lo que significa que solo puede desarrollarse en un huésped vivo. Se desarrolla en órganos aéreos verdes, como hojas, frutos y tallos, formando un micelio externo con haustorios, que penetran en la planta para obtener los nutrientes necesarios. Este hongo se reproduce tanto sexual como asexualmente, generando nuevas variedades genéticas en su reproducción sexual y miles de conidias dispersadas por el viento en su reproducción asexual.

Condiciones favorables para el desarrollo del oídio

El oídio prospera en temperaturas óptimas de 25-28 ºC, pero puede comenzar a crecer incluso a 15 ºC. La humedad también favorece su desarrollo, ya que una alta humedad relativa facilita la germinación y el crecimiento de las conidias. Sin embargo, las lluvias pueden frenar su avance. Además, la temperatura es un factor determinante, ya que puede germinar incluso en ambientes con un 20% de humedad relativa si la temperatura es óptima. La falta de luz y una fertilización nitrogenada alta también favorecen esta enfermedad.

Further reading:  Árboles Artificiales: La Nueva Era de la Decoración

Síntomas del oídio y daños que puede causar

El oídio se manifiesta como manchas pulverulentas de color blanco en la superficie de las hojas y otros tejidos afectados. También puede provocar la desecación de las hojas. Estos síntomas se detectan más fácilmente en las primeras fases de la enfermedad, por lo que se recomienda revisar las plantas al menos dos veces por semana. Si el oídio avanza, las hojas amarillean y mueren.

Además de los daños estéticos, el oídio reduce la fotosíntesis de las plantas, lo que disminuye su tasa de crecimiento. También puede causar el aborto floral y abrir la puerta a otros patógenos.

Tratamientos para combatir el oídio

Existen varios tratamientos preventivos para el oídio. Algunas opciones incluyen:

  • Purín de ortigas: este fungicida de contacto también tiene propiedades insecticidas.
  • Cola de caballo: esta planta se utiliza por sus propiedades antiinflamatorias, antibacterianas y antifúngicas.
  • Advertisement
  • Aceite de neem: además de ser preventivo, el aceite de neem también es un tratamiento curativo eficaz. Se puede aplicar mediante pulverización foliar o riego.
  • Leche: varios estudios han demostrado que la leche puede ser efectiva para controlar el oídio. Se recomienda pulverizar una mezcla de leche al 5-10% con agua una vez por semana.
  • Azufre: este tratamiento es especialmente efectivo contra los ascomicetos y puede tener propiedades curativas en algunas etapas del ciclo del hongo.
  • Trichoderma: este hongo del suelo combate rápidamente los hongos fitopatógenos y es una opción económica.
  • Bacillus subtilis: esta bacteria biofungicida produce antibióticos que inhiben la germinación de las esporas del oídio y compite con los hongos del suelo.
Further reading:  Los mejores generadores eléctricos para tu hogar: ¡Mantén la electricidad siempre a mano!

Aunque existen muchos remedios caseros para tratar el oídio, es importante recordar que este hongo puede desarrollar resistencia a los fungicidas. Sin embargo, si se eliminan las condiciones favorables para su desarrollo, el oídio puede no ser un problema grave.

¡Esperamos que este artículo te haya ayudado a combatir el oídio en tus plantas de forma natural y responsable con el medio ambiente! Si tienes alguna pregunta, déjanos un comentario.

Referencias:

  • Apablaza, G., Diaz, M. J., San Martin, R., & Moya, E. (2002). Control de oidio de las cucurbitáceas con saponinas presentes en extractos de Quillay (Quillaja saponaria). Ciencia e Investigación Agraria, 29(2), 83-90.
  • Bettiol, W. (2006). Productos alternativos para el manejo de enfermedades en cultivos comerciales. Fitosanidad, 10(2), 85-98.
  • Lorrén Delgado, F., Ramírez Calderón, P., Ramírez Suárez, T., Regalado Bobadilla, K., & Saldarriaga Cedano, J. C. (2016). Diseño de una línea de producción para la elaboración de repelente natural a base de aceite de Neem.
  • Tenorio, R., Terrazas, E., Alvarez, M. T., Vila, J. L., & Mollinedo, P. (2010). Concentrados de saponina de Chenopodium quinoa y de Caiphora andina: Alternativas como biocontroladores de hongos fitopatógenos. Revista Boliviana de química, 27(1), 33-40.
Advertisement