Celosía: Una Planta Fascinante y Fácil de Cuidar

Celosía: Una Planta Fascinante y Fácil de Cuidar
Advertisement

Si hay algo que destaca de la Celosía es su llamativa apariencia y sus cuidados sencillos. Esta planta de temporada es un imprescindible tanto en el jardín como en el balcón o la terraza. ¿La razón? Basta con echar un vistazo a sus inflorescencias únicas, que crecen de forma recta y se asemejan a coloridas plumas de aves. Su belleza es motivo suficiente para querer disfrutar de ella, y si a eso le sumamos que no es exigente en sus necesidades, la respuesta es clara: ¡hay que tenerla!

Bajo el nombre genérico de Celosía encontramos alrededor de 50 especies originarias de diversas partes del mundo, como Asia, América y África. Conocer algunos de los nombres populares con los que se la conoce, como Cresta de gallo, abanico o flor de terciopelo, nos ayuda a apreciar el fascinante diseño natural de estas plantas. Sus inflorescencias son un verdadero deleite para la vista.

Pero más allá de las curiosidades, es fundamental conocer a fondo la planta Celosía y sus cuidados si queremos disfrutar de su alegre abanico de colores que llenará de vida cualquier espacio, desde el verano hasta el otoño.

La Celosía: Características y Cuidados Esenciales

Aunque sus flores plumosas son lo más destacado, hay otros detalles de la planta Celosía que debemos conocer y que afectan a sus cuidados. En primer lugar, es importante tener en cuenta que se trata de una herbácea anual, lo que significa que, especialmente si se encuentra en exteriores, morirá cuando llegue el invierno. Sin embargo, hay variedades como la Celosía Caracas que se pueden cultivar en interiores sin ningún problema, lo que nos permite disfrutar de ella durante todo el año.

Further reading:  Descubre los Secretos para Cuidar el Bambú 🎍 en Maceta y en Tierra 🎋

Aunque su floración acapara toda la atención, no debemos pasar por alto que es una planta ornamental en su conjunto. Las hojas intensamente verdes y con nervaduras bien marcadas realzan aún más su abanico de colores. Además, hay que considerar que la Celosía puede alcanzar una altura de entre 20 y 50 centímetros, dependiendo de la variedad. Su porte vertical es fundamental a la hora de plantarla o colocarla en un lugar determinado.

Y aquí va una curiosidad: aunque las flores se marchiten, conservarán su color. Esto es especialmente interesante si nos gusta secar flores o no queremos renunciar a disfrutar de su belleza.

1. Luz Abundante y Directa para una Floración Espectacular

Si quieres disfrutar de la floración de la Celosía, asegúrate de brindarle la máxima luz posible. La exposición al sol está directamente relacionada con su floración. No tengas miedo de exponerla al sol directo, siempre y cuando evites las horas centrales del día.

2. Buen Drenaje y Materia Orgánica: Claves para el Suelo

Uno de los cuidados más importantes para la Celosía es asegurar un buen drenaje. Evita el encharcamiento, ya que esto puede arruinar la planta. Además, es recomendable contar con un suelo rico en materia orgánica. Si la tienes en maceta, elige una tierra que contenga perlita, ya que facilitará el drenaje y retendrá la humedad del sustrato.

Advertisement

3. Temperatura Cálida para su Supervivencia

Aunque la Celosía no sufre con altas temperaturas si se mantiene húmeda, no tolera el frío. En exteriores, como es común con la Celosía plumosa, la planta comienza a sufrir cuando la temperatura ronda los 10 grados Celsius. ¡No soporta las heladas!

Further reading:  Leucocoprinus birnbaumii: El Hongo Tóxico de los Jardines

4. Riego Frecuente y Abundante: Un Cuidado Fundamental

La Celosía no tolera la sequía, por lo que mantener el sustrato siempre ligeramente húmedo es crucial. Durante los meses de calor, es recomendable regarla cada tres días aproximadamente. Observa cómo está el suelo en las capas inferiores para determinar si es necesario regar.

5. Retira las Flores Marchitas: La Poda Necesaria

Promover la floración de cualquier planta implica retirar las flores que han terminado su ciclo. Además, si detectas tallos secos o en mal estado, es conveniente eliminarlos.

6. Abonado Durante la Floración

Si eres amante de las flores de la Celosía, el abonado es fundamental. A partir de mayo, comienza a aplicar un abono líquido para plantas con flor diluido en el agua de riego de forma mensual. Una vez que la planta ha comenzado a florecer, aumenta la frecuencia a cada dos semanas, aunque debes disminuir ligeramente la cantidad de abono para obtener el efecto deseado.

7. Plagas y Enfermedades: Indicadores de Cuidados Inadecuados

La Celosía es resistente a las plagas cuando se cuida adecuadamente. Si detectas la presencia de pulgón o ácaros, es posible que algo esté fallando en su cultivo. Incluso la falta puntual de agua puede atraer plagas a las plantas de Celosía. Mantén a raya a los caracoles, ya que sus hojas nuevas les parecen especialmente suculentas.

Si la Celosía contrae una enfermedad fúngica como el oídio, es importante actuar rápidamente con un fungicida adecuado. Solo así podrás detener su avance.

¡Como puedes ver, cuidar de la planta Celosía es sumamente sencillo! Es un regalo de la naturaleza capaz de alegrar incluso la maceta más triste.

Further reading:  Cuidados de la planta Punta de flecha (Singonio)

Fuente: Una Planta

Advertisement